Y llegó Clyde DSC 0110 1 80x80
Lewis regresa a casa
octubre 21, 2017
Y llegó Clyde IMG 20171214 WA0003 1 e1514143452590 1200x675

Así fue su llegada

El pasado 13.12 maullaban afuera. Fui a ver y como no, un gato. Nunca había visto a este. Lo extraño que cuando no son de casa, suelen irse pitando al verme. Este niño, NO.

 

Con el frío y eso pensé que tendría hambre así que le di un puñado de pienso. Que comió pero tampoco como un gato hambriento de días de falta de comida. Y siguió maullando. Yo entré a casa pensando que se iría.

Después de varias horas seguía maullando. Así que salí a ver que. Y me dí cuenta al extender el brazo que venía sin problema. Ahí estaba observando la escena Valentino, amo incondicional de ese trocito de casa y del bosque conjunto. No es cómodo Valentino. Pero a pesar de todo, este niño seguía ahí. Y cabe explicar que sus maullidos hicieron aparecer todos los gatos de la casa que a su turno olisqueaban el recien llegado que bajando la cabeza se dejaba oler. No hubo ni una pelea. Algunos simplemente vocalizaban algo de desaprobación. Pero los habituales “quejicas” que les llamo. Le di mimos un buen rato. Y se dejó incluso poner en mi regazo.

 

Bueno igualmente con una casa a tope de gatos, no me planteaba añadir otro más.

 

El que tomó la iniciativa entrar en la habitación que tiene una gatera improvisada. Yo ahí estaba limpiado areneros y otras cosas.  Lo hice salir un par de veces pero ya el tenía claro que aquí se quedaba.

Claramente, esto no ocurre si el gato es reacio a otros o 100% de la calle. Tampoco puede quedarse ningún gato que los otros vean como una amenaza. Y sin embargo en este caso, a parte una leve incomodidad, todo transcurrió como si casi fuera ya de casa.

 

Así que lo hice pasar al otro jardín, el que puedo cerrar en caso de necesidad. A parte que parecía muy des-ubicado no le ví nada más problemático. El se fue al jardín y a las dos horas eché un vistazo. Se había escondido un poquito y apareció al oír mi voz. Algo desconcertado pero cómo no lo iba a estar.

Enfin que pasó la noche ahí. A la mañana le vi un arañazo peque en la nariz que supongo o Nera o Vainilla le pudo haber hecho, que son de soltar zarpazos fácilmente.

Le puse anuncio en las redes y fui a ver a las dos otras casas conocidas por tener gatos, pero nada. No encontré que faltara a nadie tampoco por la zona de las basuras. Las manchas de aceite de motor en la cola me indica que a pasado por esa zona y a bajado hasta aquí.

 

Hace una semanita que está por aquí. El ya sabe entrar y salir por el agujerito de la ventana. Pero estar fuera no es lo que más le gusta. Suele pasar bastante tiempo en el sofá. En general en compañía de Coco o Lala e incluso Jimmy. El mísmo Jimmy que el primer día lo quiso como a una novia. En eso se parecen a los perros, comportamiento que yo desconocía. Y mira que Jimmy es un pasota. Pero claro a nivel de edades están ahí. Y como la hermanita, Cloé, ya debía lanzar feromonas pues supongo que Jimmy se sintió como con un rival más. Por suerte no lo peleó. No sé a lo mejor ellos si que se habían visto ya las caras por ahí. El hecho que hace ya meses que los vuelvo a dejar libres también hace que este tipo de cosas sean más fáciles. Además quien sabe, puede que ellos ya hayan cruzado olores y más.

 

Por mi parte, he descubierto que Clyde…. algo lo tengo que llamar… pues que no le gusta que le toquen las patas de atrás. Ahí te dice que no claramente y te coge la mano, sin apretar mucho. Pero el mensaje está claro. Lo he podido desparasitar porque vaya tripón tiene y que pedetes. Ya tiene fecha para esterilizar porque el 26 de enero llevo los nenes de la casa. Serán 3 o 4 según que Max ya esté alterado por el temita marcaje, que odio.

 

En fin, que Clyde está 100% integrado. Trás 3 días de solo casa. Ya va y viene. Ya conoce todo el mundo, y cuando quiere estar dentro ya sabe que la ventana tiene esa tapa que hay que empujar. Tiene mucha dulzura que dar. Estaría bien encontrarle una casita para el.

 

Al día de su aparición, lo anuncié a en Gats d’Olivella, lo he publicado en twitter para ver si aparecía alguien. En las calles de mi zona no hay ningún anuncio. Y nadie pregunta por el.  Tampoco es que hayan muchas casas con gatos aquí. Además mucha gente no se molesta cuando le desaparece un gato es como normal.

 

Así que suerte sería que le saliera adopción responsable. El anuncio en Twitter está puesto, iré publicado novedades. A mi me gustaría que saliera con contrato. A ver que suerte va a tener.

Comments are closed.